Entretenimiento

Un app para que alguien diga lo que no podemos decir

La artista y cineasta Miranda July creó “Somebody”, un aplicación performática cuya finalidad es que un extraño diga a nuestros seres queridos esas cosas que no podemos o sabemos cómo decir. La clave no es sólo el teléfono, sino la actuación del extraño que hace de nosotros. ¡A jugar!

 

 

Por extraño que resulte, se trata de un cruce, de una mezcla: mitad red social, mitad experimento artístico. Así que antes de juzgar su extrañeza, mejor es entender que su finalidad es reflexiva, entender mejor los pudores y emociones humanas. “Somebody” permite que hagamos llegar en persona a otro emociones, pensamientos y confesiones… aún si no estamos ahí, si lo hacemos encarnados por completos desconocidos.

La idea es que uno envíe un mensaje a través de “Somebody” no directamente al destinatario, sino a un desconocido que uno selecciona, tanto por su perfil como por su cercanía geográfica al destinatario. El elegido debe ir en persona y entregar el mensaje verbalmente, personificando lo que le pasa al que lo envió. También nos puede tocar ser el mensajero, y el compromiso con la tarea es crucial para que funcione. “Somebody” funciona mejor cuando hay muchas personas en el mismo área que la tienen instalada, por eso la artista incita a todo el mundo a instalar el app y sumarse al desafío.

 

Buendiario-somebody-miranda-july-arte-app-venecia-2

“Alguien” entrega el mensaje íntimo.

 

Miranda July – directora de películas como Me and you and everyone we know (2005) – inventó la aplicación en Marzo de este año, junto a la diseñadora Thea Lorentzen y a un equipo de desarrolladores del multipremiado estudio Stinkdigital, apoyándose en un complejo sistema basado en un GPS. Con el apoyo de la prestigios firma de moda MIU MIU y el Festival de Cine de Venecia, creó a su vez un cortometraje que se estrenó el 28 de agosto, promocionando la invención. Museos de todo el mundo se están sumando a la propuesta, que por primera vez reúne al mundo del arte contemporáneo con una red social real, capaz de llegar al público masivo.

La propuesta de July busca que completos desconocidos se presten al juego sociológico de exponerse y dar mensajes íntimos de parte de personas que no conocen. Al ofrecerse, uno acepta actuar de otro. “Mitad aplicación, mitad humano”, así define su creadora a “Somebody”, un proyecto artístico que incita a la performance, al amor social, a “hacer de toda relación un trío”. Se busca “la antítesis de la eficiencia utilitaria de la promesa tecnológica, una aplicación que nos ponga nerviosos, vulnerables y atentos a las personas que nos rodean”.

 

Buendiario-somebody-miranda-july-arte-app-venecia-3

July, la artista y desarrolladora de “Somebody”.

 

Lo que uno hace antes que nada es redactar un mensaje, consultando antes al destinatario si es un buen momento. Uno puede aclarar acciones que quiere que su intérprete haga, emociones que debe sentir y hasta pausas que debe hacer. Cuando está listo, uno aprieta “listo”. El siguiente paso es elegir al que entregará el mensaje. Aparecen las personas conectadas que están cerca al destinatario, y en función de su foto, del puntaje que recibió previamente y de comentarios hechos por otros, lo elige. Al apretar enviar, tanto el elegido como el receptor son notificados de que habrá un encuentro, y el intérprete actúa del emisor, que recibe un mensaje cuando la performance acaba. Si no hay nadie para entregar el mensaje, este se mantiene en stand-by hasta que pueda ocurrir el encuentro.

¿No suena interesante, novedoso, divertido? ¿No es genial que el arte se interesa por las interacciones sociales a través de las nuevas formas de tecnología? A anotarse en “Somebody”… ¡Y a actuar!

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas