Mundo

UE multa a 6 bancos por manipular intereses a su favor

La Comisión Europea acaba de dar un primer golpe a media docena de las principales entidades financieras del mundo por violar repetidamente las normas más elementales de competencia. Bancos como Deutsche Bank y Citigroup deberán abonar €1712 millones de multa.

 

 

Los seis grandes bancos se han visto obligados a admitir que actuaban como un cartel para manipular a su antojo los tipos de interés que se aplican a millones de hipotecados, ahorradores y empresas. Joaquín Almunia, vicepresidente de la Comisión Europa, les impuso una multa de 1.712 millones de euros, la mayor de la historia y la primera sanción a bancos europeos por prácticas anticompetitivas. Los sancionados son Deutsche Bank, Société Générale, Royal Bank of Scotland, JP Morgan y Citigroup, además del bróker RP Martin.

Noticia relacionada: Unión Europea multa a farmacéuticas por retrasar genéricos

La manipulación llevada a cabo por esos seis bancos se produjo entre septiembre de 2005 y mayo de 2008, relacionada a los tipos de interés vinculados al Euríbor – índice muy utilizado como referencia para los préstamos bancarios -, lo que en principio les permitió ganar aún más dinero que otras casas financieras. Otros bancos, como el británico Barclays y el suizo UBS, participaron en la manipulación, pero se libran de las multas gracias a haber colaborado en la investigación. Y Bruselas aún está investigando a HSBC, JP Morgan y Crédit Agricole.

 

El banco alemás, el que más deberá pagar por sus prácticas

El banco alemás, el que más deberá pagar por sus prácticas

 

Esas sanciones son apenas el comienzo de un proceso más general tanto en la Unión Europea como en Estados Unidos para acabar con las malas prácticas. La investigación todavía puede deparar nuevas sorpresas en el mercado de divisas, en conflictos de interés y en filtraciones interesadas. Almunia calificó de “vergonzosas” las conversaciones entre los operadores y la impunidad de los brókers a la hora de hacer este tipo de engaños, sin ningún disimulo. El objetivo de la multa es, por un lado, castigar a los infractores y por otro disuadir a otras entidades financieras para evitar que esas prácticas se repitan.

Noticia relacionada: La Unión Europea pone duras normas para las plataformas de petróleo

La Comisión ha salido en defensa de los intereses de “miles y miles de clientes, millones y millones de personas cuyo crédito o hipoteca está vinculado a esos índices“, en palabras de Almunia, quien además cuestionó la colaboración entre bancos que deerían competir entre ellos, dinámica que garantiza mejores servicios a los clientes. La multa más cara fue para Deutsche Bank, sancionado con el importe más elevado: 725 millones de euros.

“Para los estándares europeos, se trata de multas considerables”, explicó Nicolás Verón, del laboratorio de ideas Bruegel. “Hay claras señales de que han acabado los tiempos en los que solo en Estados Unidos se imponían grandes sanciones”, subrayó.

Noticia relacionada: Unión Europea defiende a los gitanos luegos de las amenazas sufridas en Francia

“Nos complace dejar esta investigación atrás y continuaremos cooperando con los reguladores”, explicó Citi en un comunicado, mientras que tanto Barclays como Royal Bank of Scotland y Deutsche Bank reconcieron sus culpas, con el rabo entre las piernas. Ante tanta impunidad en las altas esferas, es una excelente noticia que las grandes entidades financieras deban dar respuestas, no sólo orales sino económicas.

Visto en El País

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas