¡WOW!

Tras años de búsqueda, halla a su madre en el Amazonas

Conocé la increíble historia de este joven de Filadelfia que se adentró en lo profundo de la selva para encontrar a su progenitora.

 

buendiario-Tras-anos-busqueda-halla-madre-Amazonas

 

Un hombre que creció creyendo que su madre había muerto se quedó atónito al encontrarla años más tarde con una tribu amazónica. El joven David Good pensó que Yarami -el nombre de su progenitora- había fallecido en un accidente de tráfico, pero la verdad era que ella había regresado a su casa, en la selva.

Noticia relacionada: Encuentra a su padre biológico en una entrevista laboral

Criado en un suburbio de Filadelfia por su padre Kenneth, junto con su hermano Daniel y su hermana Vanessa, a David nunca se le dijo nada acerca de quién era su mamá o por qué ella se había ido. Pero una excursión escolar a un museo de historia natural a la edad de 10 años lo trajo cara a cara con una foto de su madre en ropa nativa, trayendo recuerdos de golpe.

 

buendiario-Tras-anos-busqueda-halla-madre-Amazonas2

 

Pero no fue hasta la edad de 24 que David fue capaz de recaudar el dinero para un boleto de ida a la Amazona, donde finalmente fue capaz de encontrarse con su madre. Cuando llegó, toda la tribu observó mientras abrazaba a Yarima, que llevaba brotes tradicionales de madera a través de las mejillas y la nariz. “Mamá, lo hice, estoy en casa. Nos llevó mucho tiempo, pero lo hice”, fue lo que le dijo David a verla por primera vez en muchos años.

Noticia relacionada: Familias de Corea del Norte y Corea del Sur vuelven a reunirse

Su padre, un estudiante de antropología en ese entonces, se había enamorado de Yarami en 1978 después de pasar meses viviendo junto a la tribu Yanomami en una parte de la selva amazónica. La pareja se casó y se mudó a la casa de Kenneth en Filadelfia y su controvertida novela llegó a los medios cuando Yarami todavía era una adolescente. Pero, a pesar de pasar a tener tres hijos, Yarami permaneció aislada y luchó para hacer frente a la vida de la ciudad moderna y estar a miles de kilómetros de su casa, la selva.

Después de muchos meses de búsqueda, ella tomó la decisión desgarradora de volver a su tribu. Kenneth aceptó la separación y la pareja se dio cuenta de que la selva no era lugar para los niños. “Sabía que los pequeños no estarían bien allí; entonces ella me dijo que los cuidara y se fue”, relató el hombre. Después de 20 años, su hijo, David dice que se siente que su familia está completa otra vez. Su búsqueda fue todo un éxito.

 

Visto en La Gaceta

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas