Mundo

Sierra Leona y Guinea se decretan libres de ébola

Ambas naciones africanas lucharon duramente contra el virus y hoy pueden afirmar que no hay afectados, una verdadera luz de esperanza.

 

Buendiario-guinea-sierra-leona-ebola

 

Se llama Nubia, tiene apenas 21 días de vida y es casi un milagro. Nacida en el centro de tratamiento de ébola de Nongo, en la capital de Guinea, su madre, Mamasta, de 25 años, fallecía a causa de esta enfermedad unos días después del parto. Pese a que tenía muy pocas opciones de sobrevivir, este lunes Nubia ha sido declarada oficialmente curada tras dar negativo en dos tests convirtiéndose en el primer bebé nacido con ébola que supera la enfermedad.

Pero la buena noticia no viene sola. Nubia también es el último caso de la epidemia que ha golpeado a África occidental durante casi dos años, afectando a 28.571 personas. Si no surge ningún nuevo contagio en 42 días, el 28 de diciembre Guinea será declarada oficialmente libre de ébola y el brote más mortal de la historia habrá llegado a su fin.

“Estamos muy contentos”, asegura Laurence Sailly, coordinadora de urgencias de la misión Ébola de Médicos sin Fronteras (MSF) en Guinea, “la niña está sana, duerme bien y está recuperando peso”. En el centro de tratamiento está siendo atendida no sólo por médicos de MSF, sino por personas ya curadas de la enfermedad que se encargan de la lactancia y no la pierden de vista ni un instante.

Nubia, oficialmente sanada, permanecerá aún unos días en el centro de tratamiento hasta completar los tratamientos médicos necesarios antes de regresar con su padre, que vive en un pequeño pueblo de Kalia, en la zona de Forecariah. Allí la pequeña se reencontrará con su medio hermano de tres meses, Mibemba, y con otros dos hermanos de tres y diez años, después de que los tres lograran superar también la enfermedad.

Ya no queda nadie enfermo de ébola en Guinea, el último país en que resistía esta epidemia, por lo que este martes comienza la cuenta atrás de 42 días, dos periodos de incubación, para declarar oficialmente el fin del brote, lo que, de no aparecer nuevos casos, se produciría el próximo 28 de diciembre. Desde hace ya unos días ninguna persona se encuentra bajo cuarentena o vigilancia y todas las cadenas de transmisión conocidas se han acabado.

Fueron Guinea, Sierra Leona y Liberia los tres países que sufrieron con mayor dureza las consecuencias de la epidemia. Ahora, por primera vez en 23 meses, no haya nadie oficialmente enfermo de ébola. Liberia fue declarado libre del virus el pasado 3 de septiembre, la celebración llegó a Sierra Leona el pasado 7 de noviembre y Guinea, si no se producen nuevos casos en los próximos 42 días, lo conseguirá el próximo 28 de diciembre.

Visto en El País

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas