Mundo

Río Negro: la mejor cura es dar trabajo

Bien al sur de la Argentina, en localidades cordilleranas como Bariloche y El Bolsón, se trabaja intensamente para hacer a un lado la bibliografía tradicional que describe a la locura como irremediable. Cada vez más pacientes psiquiátricos logran curarse al conseguir trabajo, sea en refugios de esquí o en el área de la construcción. La autoestima como terapia.

 

Tomas Jaqueline trabajo para reinsertase en la sociedad

Tomás y Jaqueline, de El Bolsón Limitada: trabajo para reinsertarse

Río Negro fue una de las provincias pioneras en la sanción de la Ley de Salud Mental conocida como Ley de Desmanicomialización, en 1991, cuyo objetivo fue reinsertar en la comunidad a quienes padecen trastornos mentales. La ley sacó del encierro a los pacientes. Hoy el desafío es que salgan de sus casas y que encuentren trabajo como modo de volver a llevar una vida normal.

Luego de diez años a cargo de la confitería del Polideportivo Municipal, un grupo de pacientes de Salud Mental del Hospital de El Bolsón logró constituirse como cooperativa de trabajo. Su buen desempeño les permitió acceder a la concesión de la atención turística en Cabeza del Indio, uno de los puntos turísticos de la zona, y hacerse cargo del refugio del cerro Perito Moreno, un centro de esquí. Hoy la empresa social Salud Mental El Bolsón Limitada está conformada por pacientes psiquiátricos a los que se sumaron vecinos desocupados.

“La elección de ser una cooperativa no es casual: hay igualdad interna, se vota y gana la mayoría. No importa qué vota el psicótico o el bipolar, y el voto del sano no vale doble”, señaló Marcelo Muscillo, quien comenzó como asistente del Servicio de Salud Mental y hoy es asociado de la cooperativa.

“Nuestro objetivo nunca fue hacer marketing de la lástima. No pretendemos que la gente venga a comprar porque somos los loquitos sino porque ofrecemos precio y calidad. No nos fijamos en las patologías de cada uno sino en la capacidad de trabajo”, acotó.

Por otra parte, la relación estrictamente terapéutica entre profesionales y pacientes en Bariloche quedó atrás cuando en agosto se puso en marcha un proyecto para lograr la reinserción sociolaboral a través de la capacitación en construcción. El objetivo final es la conformación de una cooperativa de trabajo para el mejoramiento habitacional y de los espacios públicos de distintos barrios.

La iniciativa comenzó con talleres teórico-prácticos y ahora se puso en marcha la segunda parte en la que los mismos pacientes ponen a prueba sus conocimientos mejorando sus propias viviendas. “Podríamos abocarnos a lo terapéutico, al seguimiento de la medicación. Pero es muy complicado si una persona ni siquiera vive en una casa en condiciones”, explicó el psicólogo Néstor Sensan, del Servicio de Salud Mental del Hospital Zonal de Bariloche, donde el diagnóstico prevalente es el de psicosis esquizofrénica crónica.

“A partir de la puesta en marcha de esta experiencia, clínicamente no registramos recaídas, cuando hablábamos de un promedio de tres crisis psicóticas por mes. Esta mejora tiene que ver con la motivación, con el recupero de la autoestima”, señaló Damián Salemme, trabajador social.
En El Bolsón registraron mejoras en las relaciones familiares: “Al trabajar, los compañeros dejan de sentirse una carga para ser ciudadanos plenos. Sin duda, logramos que el común de la gente vea con ojos diferentes la locura y a quienes padecen una enfermedad mental. Mi mayor orgullo es que la comunidad de Bolsón haya dado este paso enorme”, concluyó Muscillo.

Visto en Conferencia Basaglia Argentina

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas