Sociedad

Músicos africanos unen tradiciones para proteger al Nilo

The Nile Project reúne a artistas de Egipto, Ruanda, Sudán o Etiopía, que aúnan géneros y tradiciones para promover la cooperación cultural y el entendimiento de los diversos pueblos que viven en torno al gran río africano.

 

Buendiario-nile-project-musicos-africanos-2

Unidos en el escenario y en la vida

 

Múltiples instrumentos, desde la guitarra al bajo a la flauta conocida como kawala, se unen para crear un sonido continental, africano, bailable. Cada uno de los 13 músicos que se unió al Nile Project es un maestro en lo suyo: la cantante etíope Selamnesh Zemene; Alsarah, de Sudan, la reina del pop sudanés; Sophie Nzayisenga, cantante de Ruanda, virtuosa en el uso de la inanga, un instrumento de cuerdas; Meklit Hadero, fundadora del proyecto y oriunda de Etiopía, que agrega el toque jazz y hip-hop; Dina El Wedidi, la egipcia de tonos más clásicos. Y claro Jackline Kasiva Mutua, la primera mujer que brilló en la tradición keniata de los tambores.

Todos ellos vienen de tradiciones musicales diversas, lo cual los obligó a aprender estilos, formas y tipos de escritura musical que desconocían para poder congeniar. Pero vale la pena, porque la idea es dar un ejemplo de cómo gracias a la cooperación entre países y el entendimiento cultural dentro de la diversidad se puede salvar al río que los atraviesa. Ocurre que el río Nilo nace en Ruanda y Burundi, desemboca en el Lago Victoria (compartido por Uganda, Kenia y Tanzania) y luego se convierte en el Nilo Blanco, atravesando Sudán camino a Etiopía, donde pasa a ser el Nilo Azul. Luego recorre el Sahara, llega a Egipto y allí desemboca en forma de delta en el Mediterráneo.

 

Buendiario-nile-project-musicos-africanos-3

Un viaje colectivo

 

Las actividades humanas actuales demandan tanto del río, las aguas son consumidas y contaminadas a tal nivel por ciudades, y el cambio climático afecta de tal manera, que los músicos decidieron ayudar a generar conciencia sobre el cuidado del medioambiente. Y, de paso, dar un ejemplo de paz, unidad y armonía.

Egipto usa al Nilo para el 97 por ciento de sus recursos de agua natural; Etiopía se ha lanzado a construir una represa en su sección del río. Esto desató un conflicto, uno de los tantos que involucra a los países ligados al río. De ahí la importancia de fomentar el diálogo y la cooperación entre naciones. “La música es una herramienta”, explica Mina Girgis, cofundador del proyecto. “Uno puede usar la música para cambiar la naturaleza de la conversación, pero debe hacerse antes de que la gente alcance el punto de mayor conflicto”. Así fue como se juntó con el etíope Meklit Hadero a hablar de la poca colaboración musical entre naciones africanas, y así nació The Nile Project.

 

 

Desde entonces, y a partir de Enero de 2013, la banda multiétnica toca en diferentes puntos del río, generando conciencia. Entre Febrero y Marzo de 2014 hicieron un tour africano recorriendo ciudades de Uganda, Tanzania, Kenia, Etiopía y Egypt. Pero no solo eso: recorren universidades, atrayendo a jóvenes para que desarrollen programas de preservación y soluciones para los desafíos ambientales que el río presenta hoy. Incluso crearon becas de trabajo para jóvenes de todo el continente. “Hasta los gobiernos han expresado entusiasmo por lo que hacemos”, cuenta Girgis.

“Para promover la sustentabilidad en la cuenca del Nilo, primero debemos tratar el problema de cómo las personas se tratan unas a otras”, explica el saxofonista etíope Jorga Mesfin. “Esta es una experiencia de africanos viviendo juntos, vivo con un egipcio, un sudanés, alguien de Ruanda. De eso se trata el proyecto: de vivir juntos, y creo que el público siente más el amor de lo que siente la música. Si nuestros países hacen lo mismo que nosotros hacemos para poder vivir juntos, para entendernos, podremos tener una vida mejor”.

Visto en Yes Magazine

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas