Entretenimiento

Legendaria artista interviene pasillos de un hospital

A sus 82 años, Bridget Riley es una leyenda viva del arte óptico. Todavía en activo, la artista acaba de realizar una intervención mural de 56 metros en el hospital St. Mary en Paddington, con el fin de transformar el espacio en un entorno más humano y agradable para todos los públicos del centro: pacientes, personal y visitantes.

 

buendiario-Legendaria-artista-interviene-pasillos-hospital

 

27 años después de inaugurar su última obra, la artista abstracta Bridget Riley, famosa por sus piezas en Op Art, presentó su última intervención artística, en este caso no dentro de una galería como es habitual, sino en el hospital de St. Mary en Paddington. Los 56 metros que mide el mural inundaron de luminosidad, color y dinamismo el espacio que recorre las plantas 8ª y 9ª del centro hospitalario dejando atrás el monotono frío y aséptico que es habitual, para dotarlo de un aspecto más amable y cálido.

Noticia relacionada: Pinta mural gigante con marcador durante… ¡7 meses!

El mural, que cuenta con las líneas rítmicas y colores vivos característicos de Riley pintados directamente sobre las paredes del hospital, completa una intervención realizada por la artista en 1987. Este cambio de imagen hacia tonos vibrantes aspira a transformar la experiencia del espacio para los pacientes, personal y visitantes. El ritmo que proporcionan las rayas horizontales de color rosa, naranja, amarillo, verde –similares a los de un envoltorio de caramelos– y de diferentes anchos están destinados a ser un alivio.

 

 

Riley, de 82 años, explicó que estos murales dibujados para el hospital obedecen a objetivos muy diferentes respecto a otras intervenciones que realizó en espacios como la National Gallery, la Tate de Londres o el Museo de Arte Moderno de París. “Los pasillos de los hospitales son diferentes, los colores abrazan todo el espacio: su objetivo es levantar el ánimo y para recordar a uno de la vida fuera del hospital” .

Noticia relacionada: Pintura social: una nueva forma de acercarse al arte

Esta intervención artística sigue la línea de algunas investigaciones que sugieren que el arte puede tener efectos para reducir el estrés en los pacientes. Sin embargo, para Riley, su trabajo en la unidad de trauma significó mucho. En este punto la artista indicó: “Se recuerda a los pacientes que el suyo es un estado transitorio, que están allí para recuperarse y reintegrarse a la vida; que la vida sigue y la vida está fuera; se sienten tranquilos”. Un lugar sin duda más hermoso y edificante para pacientes.

Visto en FastCO

Si te interesó esta nota, podés ver más trabajos de Riley haciendo click aquí.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas