¿Es o No es?

Juez permite a niño de 9 años subir al Aconcagua

Por segunda vez en su historia, la Justicia mendocina autorizó a un menor a subir el Aconcagua, de 6.962 metros de altura. Desde el domingo, Tyler Armstrong concreta el ascenso por uno de los sectores más complejos de la montaña para convertirse en el más joven que haya escalado el Coloso de América.

¿Es bueno que un jovencísimo atleta pueda ponerse a prueba a tal escala o no debería permitirse a un niño tan pequeño atravesar tales peligros?

 

 

Tyler se enfrenta a la montaña junto a su padre, Kevin Armstrong (30), de nacionalidad británica. El sherpa californiano Lhawang Dhondup (50) iba a acompañarlos como guía, pero la Dirección de Recursos Naturales no lo habilitó por no exponer la documentación requerida.

Inicialmente a Tyler se le denegó el ascenso debido a una resolución del 2000 que permite escalar sólo a los mayores de edad y que se basa en que “no hay información respecto del comportamiento del organismo a esa edad cuando se enfrentan a esos niveles de altura“, como detalló el director de Recursos Naturales, Daniel Gómez.

Noticia relacionada: Yves Rossy, el hombre cohete que voló sobre el Monte Fuji

El ministro de Ambiente de Mendoza, Marcos Zandomeni, añadió que “si bien es uno de los parques mejor equipados, es necesario priorizar los recursos humanos y materiales, y por eso existe ese límite“. En 2008, un californiano de 11 años llamado Jordan logró un permiso judicial con el que pudo ascender con sus padres, Paul Romero y Karen Lundgren, y estableció el récord que ahora Tyler intenta arrebatar.

En Estados Unidos se desató una afiebrada campaña para alentar al pequeño andinista y hasta programas televisivos de la cadena Fox hablaron del récord que intenta marcar Tyler. Tanto en Facebook como en su página, el chico ya cosechó miles de seguidores y algunos sponsors, ya que su cruzada intenta respaldar la lucha contra la enfermedad de Duchenne, un tipo de distrofia muscular).

Aquí se puede ver el entrenamiento de Tyler:

 

 

Quienes lo conocen dicen que es un experto escalador, que escaló los montes Kilimanjaro (Tanzania, 5.895 metros) y Whitney (Estados Unidos, de 4.421 metros). Lo que se discute es el riesgo de dar más autorizaciones a menores de edad; por eso, Gómez informó que hablarán con referentes judiciales y luego evaluarán la posibilidad de plantear una restricción en la órbita legal.

Noticia relacionada: Trota descalzo desde Canadá hasta Argentina

El problema sería en caso de que le pase algo al menor, y que sus padres le reclamen algo al Gobierno. Desde el Ministerio de Ambiente, explicaron que los estadounidenses eligieron dentro del Glaciar de los Polacos el itinerario conocido como “Falsos polacos”, que dentro de este circuito tiene menor nivel de dificultad. “El padre nos entregó una hoja de ruta a través de la cual los monitoreamos“, contó Gómez. Si bien el Estado no tiene responsabilidad, los recursos médicos, guardaparques y patrullas están disponibles para eventuales evacuaciones en el parque.

Según Facebook, Tyler y su padre van camino a los 4.200 metros. El temor de las autoridades es que un rescate en el parque Aconcagua cuesta de 15 a 45 mil pesos y que en el caso de un menor se complicaría.

Noticia relacionada: De Alaska a Tierra del Fuego pedaleando en bici

¿Qué opinan? ¿Es bueno que un jovencísimo atleta pueda ponerse a prueba a tal escala o no debería permitirse a un niño tan pequeño atravesar tales peligros?

Visto en Diario Uno

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas