Pura vida

Joven turca produce plástico con cáscaras de banana

Elif Bilgin, una adolescente turca de 16 años, recibió un premio del prestigioso certamen norteamericano “Science in Action” (Ciencia en Acción) por su original invento: un método de producir plástico usando cáscaras de plátano en vez de derivados del petróleo.

 

buendiario buen diario buenas noticias positivas buena onda elig bilgin joven turca adolescente plastico cascara banana derivados petroleo premio 2

Bananas, materia bruta abundante y barata

 

Todos los años, la revista Scientific American lanza este premio, que da fondos a jóvenes científicos que buscan cambiar el mundo con los recursos que tiene. Este año, la suma de 50.000 dólares para para Bilgin, quien compartió premiación con otros catorce jóvenes, de los cinco continentes.

El nombre de su proyecto es “Going Bananas”, que en inglés da lugar a un juego de palabras: quiere decir al mismo tiempo “volverse loco” y “apelar a las bananas”. Justamente, la joven encontró una solución curiosamente simple, ecológica y barata de producir plástico a partir del popular fruto, en lugar de utilizar derivados del petróleo.

Noticia relacionada: Súper bananas contra la desnutrición en Uganda

“El método que he diseñado es tan simple que prácticamente lo puede hacer uno en casa”, explicó la joven turca. “Todo el mundo puede usar es plástico producido y nuestro hermoso planeta se ahorrará las consecuencias de la producción de plástico con derivados del petróleo, como la contaminación de aire, del suelo y del agua”, aseguró.

Elif estudia actualmente en un colegio de Estambul para jóvenes especialmente dotados y necesitó dos años para desarrollar su método. Gran parte del tiempo debió comprar plátanos en un mercado cercano y macerar luego las cáscaras, utilizando químicos diversos, que no resultan tóxicos. La joven investigadora comenzó hirviendo las cáscaras y mezclando la pasta con pequeñas cantidades de glicerina, soda cáustica y ácido clorhídrico. El plástico resultante se descomponía al cabo de tres días, por lo que fue necesario investigar más en produndidad el proceso. Así descubrió que colocando las cáscaras en una solución de disulfito de sodio – un antioxidante – antes de hervirlas, y ajustando las cantidades de cada químico involucrado, el plástico creado se mantenía inalterable y resistente.

Bilgin ya está pensando en los usos que podría dársele: como aislante para cables eléctricos o prótesis médicas o estéticas. La adolescente cuenta entre sus ídolos y referentes a Marie Curie, Premio Nobel de Física y Química; y dice que la venera no sólo por sus conocimientos y avances científicos, en sus estudios sobre la radioactividad, sino por abrir el camino para la llegada de otras científicas mujeres.

 

buendiario buen diario buenas noticias positivas buena onda elig bilgin joven turca adolescente plastico cascara banana derivados petroleo premio 3

La joven, feliz tras ser premiada

 

Además del dinero que recibirá por su creación, Bilgin ganó un viaje en septiembre de este año a las oficinas de Google en California, donde competirá junto a jóvenes promesas de todo el mundo por el premio Google Science Fair, que ofrece 100 mil dólares y diversas oportunidades de formación científica.

Las puertas del mundo se abren para la joven científica, cuya creación ecológica podrá ayudar a construir un mundo más sustentable.

Visto en Scientific American

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas