Acción / Reacción

Japón: pañal con sensor avisa cuando hay que cambiarlo

Sí, el futuro llegó en forma de excremento de bebé: una empresa japonesa lanzó unos novedosos pañales, que evitan a padres y madres tener que oler las colitas para saber si es hora de poner otro.

 

Buendiario-japon-panal-sensor-avisa-cuando-cambiarlo-1

Takao Somaya, orgulloso de su creación

 

El sensor que permite dicha utilización es, por supuesto, orgánico, y se incrusta en la base del pañal. Funciona de forma inalámbrica y así se comunica con el padre a cargo de la criatura, avisándole cuando es tiempo de poner otro. Un producto indudablemente japonés.

Noticia relacionada: Llegó Kolibree, el cepillo de dientes inteligente

Es un circuito integrado flexible impreso sobre un film de plástico, capaz de transmitir información, alimentándose de energía sin necesidad de cables. Lo mejor de todo es que no es caro de fabricar, apenas unos centavos de dólar cada unidad. El sistema usa materiales orgánicos y puede ser impreso con cartuchos comunes de impresión; fue desarrollado por los profesores Takayasu Sakurai y Takao Someya, de la Universidad of Tokio.

 

Buendiario-japon-panal-sensor-avisa-cuando-cambiarlo-2

El sensor, un verdadero avance tecnológico

 

Esta tecnología no sólo es de gran utilidad en niños sino que también es aplicable a adultos con problemas de esfínteres, un mercado de rápida expansión en un Japón donde cada vez más personas llegan a la tercera edad. Los pañales normales cambian de color para indicar que están húmedos, pero quien cuida al usuario del pañal debe de todos modos revisarlo para estar seguro. “Si la prueba se hace electrónicamente, no hace falta sacarle la ropa al bebé para verificar. Uno lo cambia y listo”, explicó Someya.

Noticia relacionada: Nuevos condones tecnológicos y de fácil aplicación

La flexibilidad del sensor aplicado también puede ser útil para monitorear los niveles de oxígeno en sangre y el pulso en hospitales, afirman los científicos. Sería más cómodo y eficiente que sensores hechos de silicona y otros materiales relativamente rígidos. El prototipo creado permite monitorear humedad, presión, temperatura y otros fenómenos capaces de producir un cambio en la resistencia eléctrica. El siguiente paso, según Someya, es reducir el consumo energético del sensor, que si bien es bajo puede ser aún menor.

Visto en PHYS

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas