Acción / Reacción

Inventan anillo que permite leer a los no videntes

El FingerReader permite a los usuarios reconocer textos impresos y luego reproducirlos como audio en tiempo real, en lugar de utilizar el sistema braille.

 

 

El revolucionario invento, creado por científicos del MIT, puede cambiar para siempre el modo en que las personas no videntes se acercan a textos escritos, su manera de “entenderlos. El anillo cuenta con una cámara diminuta que puede escanear a medida que el usuario señala el texto con el dedo y se obtiene así una transcripción en una voz sintética. La herramienta está pensada para personas con disminución visual y es capaz de detectar textos en superficies variadas como tarjetas, revistas o menús de restaurante.

Noticia relacionada: Francia produce chips que aumenta la visión de los parcialmente ciegos

Durante su utilización, el FingerReader también detecta la velocidad de movimiento del dedo, e incluso puede procesar la información si se vuelve sobre un mismo texto. Según sus creadores, el dispositivo aun en fase de prototipo “está centrado en el desarrollo de interfaces de usuario más naturales. Con esto queremos decir que los dispositivos son una extensión natural de las personas y sus comportamientos. Pensamos que llevar una cámara en el dedo índice sería una interfaz natural porque la gente naturalmente apunta a las cosas para realizar preguntas al respecto”, explicaron los investigadores.

 

Buendiario-anillo-no-videntes-mit-2

 

El trabajo de investigación tuvo como objeto ayudar a personas con discapacidad visual, aunque sus creadores piensan que podrían darle otros fines al anillo. “Podría ser utilizado para ayudar a personas que tienen problemas para pronunciar palabras, o para la traducción a otros idiomas o incluso a ayudar a niños a aprender a leer. Estamos muy interesados en explorar otras aplicaciones del dispositivo”, reconocieron sus creadores en un documento explicativo sobre la investigación.

Noticia relacionada: Salió el primer teléfono celular para no videntes

“Cerca de 2,8 por ciento de la población mundial tiene una discapacidad visual”, explican desde el MIT para analizar el contexto en el cual se produce la innovación técnica. No solo se ve muy bien, parece muy práctico, y esperamos por el bien de ese 2,8 por ciento que pronto esté a disposición de todos.

Visto en The Crunch

Agradecemos a Perla Wior por enviarnos esta noticia.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas