Feliz no cumpleaños

¡Feliz No Cumpleaños!

Esta nueva columna es una invitación a recorrer los mejores momentos de la infancia a través de la memoria y del arte.

 

 

El Sombrerero Loco y la Liebre de Marzo pregonaron en Alicia en el País de las Maravillas que todos tenemos un Cumpleaños, pero que también tenemos trescientos sesenta y cuatro No Cumpleaños para celebrar. En el libro de Carroll y película de Disney la celebración de el no aniversario, era con extrañas infusiones a la medida del té inglés, pero esta se puede ampliar a todas las formas de diversión, festejo y alegría.

Dormirte leyendo un cuento de aventuras, jugar a ser tu superhéroe preferido o meter un gol en un arco armado con dos buzos como postes y autoproclamarte Lionel Messi, ¿quién no lo hizo alguna vez? Aprender a andar en bicicleta sin rueditas y pedalear en diagonal al piso creyendo que podemos llegar a la luna. Jugar con nuestro perro y esperar que nos hable como el de los dibujitos animados. Preguntarle a papá y a mamá si son inmortales y decirle a cada uno que es nuestro preferido para –inconscientemente- devolverles uno de los tantos mimos que nos dan.

 

Buendiario-feliz-no-cumpleanos-yago

 

Imposible de olvidar nuestro primer compinche en el colegio. Ese que nos ayudaba a traspasar la barrera de la timidez y animarnos a desobedecer a la maestra. Mirar una película más de veinte veces porque no deja de divertirnos. Me acuerdo de un verano que tuve que pasar en cama haciendo reposo, hice a todos los trabajadores de los obsoletos Video Clubs, mis mejores amigos. Mi madre entraba a los locales y ellos ya sabían qué se iba a llevar.

Con una infancia que hace rato quedó en el pasado, disfruto cada vez que me emparenten con un niño, es un efecto mágico que nunca se pierde. Y no creo pertenecer a una minoría.

“Cuando ves a un adulto sonriendo por la calle es porque seguramente tuvo una infancia feliz”, me apuntaron sabiamente tiempo atrás.

 

Buendiario-feliz-no-cumpleanos-alicia

 

La niñez es la parte fundamental de nuestra vida, la que nos forma la base para todo lo que vendrá después, por eso si bien es difícil definir la felicidad, hay muchos caminos que se cruzan indefectiblemente… ¡Qué los pases muy felices y ahora sóplale a la luz!

 

Yago Fiamingo
Periodista y productor, con pasado en TyC Sports y la Rock & Pop.
Twitter: @yagoyago84

Buendiario-Yago-Fiamingo

Yago Fiamingo.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas