Mundo

Esperanza por acuerdo EEUU-Rusia por la paz en Siria

 

El emisario de la ONU y de la Liga Árabe para Siria, Lakhdar Brahimi, afirmó este miércoles que el acuerdo entre Rusia y Estados Unidos para incitar al Gobierno y a los rebeldes a buscar una solución política al conflicto es “un primer paso considerable” y la “primera noticia esperanzadora en mucho tiempo”.

 

buendiario-acuerdo2

El Secretario de Estado estadounidense, John Kerry y el ministro de Asuntos Exteriores ruso, Serguei Lavrov

“Es la primera noticia esperanzadora en mucho tiempo para un país infeliz. Las declaraciones en Moscú constituyen un primer paso considerable. Sin embargo es sólo un primer paso”, dijo Brahimi en un comunicado de su oficina al referirse al acuerdo de EE. UU. y Rusia. “Tenemos todas las razones para esperar” que los demás miembros del Consejo de Seguridad de la ONU apoyarán el acuerdo, añadió Brahimi. “También es importante que el conjunto de la región se movilice para apoyar ese proceso”, agregó.

Rusia y Estados Unidos se pusieron de acuerdo el martes en Moscú para incitar al régimen sirio y a los rebeldes a encontrar una solución política al conflicto y para proponer la organización de una conferencia internacional sobre Siria.

El anuncio tuvo lugar después de dos reuniones de varias horas del secretario de Estado estadounidense, John Kerry, con el presidente ruso, Vladimir Putin, primero y luego con el ministro de Asuntos Exteriores ruso, Serguei Lavrov. “Pensamos que el comunicado de Ginebra es la vía a seguir para terminar con la efusión de sangre”, dijo Kerry.

La Unión Europea (UE) está “muy satisfecha” con el acuerdo entre Rusia y Estados Unidos para presionar al régimen sirio y a los rebeldes a encontrar una solución política al conflicto, indicó este miércoles un portavoz comunitario.

“Estamos muy satisfechos” tras el acuerdo, indicó el portavoz. La “UE respalda cualquier tipo de diálogo que ponga a las partes en la mesa de negociaciones”, añadió. Europa está dispuesta “a ayudar de todas las maneras posibles y espera que la conferencia [internacional para Siria] sea el inicio de un proceso de paz”, indicó.

El acuerdo de Ginebra, concluido el 30 de junio de 2012 por las grandes potencias pero nunca aplicado, prevé una transición en Siria, sin pronunciarse sobre la suerte del presidente del país, Bashar Al Asad. “Nos pusimos de acuerdo en que Rusia y Estados Unidos deben llamar al gobierno sirio y a los grupos de oposición a encontrar una solución política” al conflicto, declaró por su lado Serguei Lavrov.

La salida del poder de Asad, reclamada con insistencia por los occidentales, no debe ser una condición previa al inicio de negociaciones de paz, dijo Lavrov. El ministro ruso dijo sin embargo que Rusia no alienta a Asad para que permanezca el poder.

Visto en: Prensa Libre

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas