¿Es o No es?

EEUU: restaurants prohiben propinas y aumentan sueldos

Curiosa tendencia en el país del norte: los restaurantes empiezan a prohibir que los clientes dejen dinero para los mozos, bajo la condición de que pagan mejores salarios. ¿Es una buena noticia para los trabajadores o no es tan conveniente?

 

Buendiario-propina-eeuu-restaurantes-mozos-2

No más propina, sí más sueldo. ¿Mejor?

 

Es habitual que la gente deje entre el diez y el veinte por cieto de propina al salir a comer en Estados Unidos. El motivo es que es sabido que la paga mensual de los mozos es pobre: los mozos cobran de mínimo 7,25 dólares la hora, y hay casos en los que llegan a cobrar algo así como dos dólares por hora. Nueva York, una de las ciudades más caras, refleja que los mozos cobran algo así como 5 dólares por franja horaria.

La propina ayuda mucho a los camareros, les permite ganar un dinero digno por mes. Pero la nueva moda dicta un camino contrario: el restaurante Riki, en Nueva York, ha eliminado las propinas, decidiendo pagar más dinero por mes a sus mozos. “Ahora no permitimos a los clientes dejar propinas”, expresaron los dueños del restaurante japonés. “Ni esperamos que dejen dinero a los camareros ni lo exigimos”.

La idea es doble: proteger al mozo de los clientes avaros y al mismo tiempo liberar al cliente de tener que deja dinero extra. “Se busca ser igualitario, que todos cobren bien más allá de la generosidad del cliente.” El problema es que los precios se encarecen, ya que lo que sería propina se incorpora al valor de la comida. “Los norteamericanos no consideran que la propina encarezca el valor de salir a comer, así que da lo mismo”, expresa Michael Lynn, profesor de marketing de Cornell University.

Gabriel Frem, dueño del restaurante Brand 158 en Los Angeles también ve la política de no permitir propinas como un modo de proteger al mozo del capricho de la clientela. “Somos responsables por el bien de nuestro personal. No queremos que su paga dependa del cálculo azaroso de quien consume nuestra comida”. En Nueva York, la gente se ha tomado bien la iniciativa: “Los mozos suelen ser desconsiderados cuando temen que uno les de mala propina. Si se los compensa bien por su trabajo, seguramente traten a sus clientes mejor”, opina un cliente neoyorkino sobre la nueva tendencia.

¿Qué opinan? ¿Está bien que los mozos tengan un salario fijo que los proteja o es mejor que hagan su ganancia mensual en base a su mérito sirviendo?

Visto en Rawatory

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas