Entretenimiento

Diseños de sushi tan increíbles que da pena comerlos

Takayo Kiyota no es una simple sushiwoman, es una artista suprema de la tradicional comida japonesa: logra “pintar” personas desnudas, animales y hasta planetas dentro de su sabrosa creación.

 

 

Sépanlo: el sushi es mucho más que alimento, para muchos chefs japoneses es una tarea a la que vale la pena dedicar la vida entera, buscando la perfección y la maestría. Pero hasta los más destacados maestros se maravillarán al ver la obra de Kiyota, una artista gastronómica sin par.

La maestra japonesa es una experta en el arte del makizushi (o “sushi en roll”), utilizando una refinada técnica que convierte al arroz y a las algas en lienzo y pintura. Su método de trabajo consiste en trabajar por capas utilizando arroz teñido de diferentes colores, además de otros elementos, distribuidos en base a un diseño predefinido. Al cortar el tubo de sushi en piezas, cada una de ellas revela el dibujo que Kiyota creó, pulcro y nítido.

Noticia relacionada: Chef español crea platos a base de papel

De más está decir que la japonesa hizo mucha prueba y error antes de alcanzar la mezcla justa y los componentes necesarios para que sus rolls asumieran cualquer forma que la chef desee: gatos, sirenas, la pintura El Grito de Edvard Munch y hasta cuadros eróticos. Es todo tan hermoso y meticuloso que da muchísima pena comérselo.

Noticia relacionada: Colosales dibujos en tinta de Manabu Ikeda

En el universo de referencias de Kiyota uno encuentra hasta personajes de videojuegos, entre medio de penes de arroz y figurines egipcios. Se nota que la japonesa tiene una vívida imaginación, pero más aún tiene precisión para hacer de sus sueños una realidad comestible. Ella, sin embargo, es muy modesta.

Noticia relacionada: Power Ranger ayuda a la gente en el subte de Tokio

“Nunca sé cómo se verá el interior, así que nunca estoy segura si saldrá cómo lo imaginé. Y no puedo modificarlo una vez que está terminado, es lo que es”, explica Takayo. “Las expresiones faciales son especialmente difíciles, ya que los ingredientes pequeños pueden salirse de lugar si uno aplica mucha fuerza al cerrar el roll. Siempre es un momento especial cuando hago el corte inicial y veo la imagen que salió”. Loas al arte, y más aún cuando es así de sabroso.

Visto en Spoon & Tamago

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas