Pura vida

Crean inodoro que produce electricidad con la orina

El primer prototipo ya funciona en una universidad inglesa. Su desarrollo servirá para campos de refugiados.

 

buendiario-Crean-inodoro-produce-electriciad-orina2

 

Un retrete portátil instalado cerca del bar estudiantil del campus de Bristol de la Universidad del Oeste de Inglaterra (UWE Bristol) se convirtió este mes en el primer prototipo de utilidad real de un nuevo sistema de aprovechamiento de la orina para la producción de electricidad.

El prototipo de urinario Pee-Power es el resultado de una colaboración entre investigadores de la UWE Bristol y Oxfam. El proyecto pretende poner a prueba la eficiencia de un nuevo tipo de retretes modulares que podrían instalarse en campos de refugiados, donde el suministro de electricidad es deficiente.

Las primeras pruebas muestran que la electricidad producida gracias a una célula de combustible -una especie de batería- microbiana alimentada por la orina puede producir la energía eléctrica necesaria para iluminar la propia instalación. Los promotores recuerdan que en los campos de refugiados, los retretes muy a menudo no disponen de iluminación artificial, provocando una notable incomodidad sobre todo para las mujeres.

El equipo de investigación que lidera el proyecto está dirigido por el profesor Ioannis Ieropoulos, director del Centro de Bioenergía de la UWE Bristol. En 2013, el mismo equipo científico presentó una fase inicial del proyecto demostrando que la electricidad generada por pilas de células de combustible microbianas podía alimentar un teléfono móvil.

Noticia relacionada: Crean “alfombras de olas” para extraer energía del mar

“Las células de combustible microbianas funcionan mediante el empleo de microbios vivos que se alimentan de orina (combustible) para su propio crecimiento y mantenimiento. Esta especie de bateria “capta una parte de la energía bioquímica que se desprende del crecimiento microbiano y lo convierte directamente”, explica el profesor Ioannis Ieropoulos. Con cierta ironia, el equipo denomina este proceso como producción de urinotricidad.

El prototipo de retrete Pee-Power de Bristol es similar a los que tiene instalado Oxfam en diferentes campos de refugiados, aunque en este caso están decorados con carteles y gráficos explicativos de la nueva tecnología.

Andy Bastable, jefe de Agua y Saneamiento en Oxfam, explica que esta organización humanitaria tiene una amplia experiencia en “proporcionar servicios de saneamiento en las zonas de desastre, y siempre ha sido un problema conseguir iluminación en espacios que requieren cierta intimidad lejos de una fuente de alimentación”. “Esta tecnología es un gran paso adelante. Vivir en un campo de refugiados es bastante difícil sin la amenaza añadida de ser asaltado en lugares oscuros en la noche. El potencial de esta invención es enorme”, ha destacado Bastable.

 

Visto en Mashable

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas