Pura vida

Comer helado es beneficioso para la salud

Un estudio sostiene que los helados contienen triptófano, un aminoácido que calma y reduce la agresividad, aumentando la producción de la hormona del bienestar.

 

Buendiario helado salud

 

Desgraciadamente el helado tenía una fama demoledora: ser el responsables de hacernos engordar, de quitar a los niños las ganas de comer y además de hacerlos enfermar con dolor de garganta o de resfriarse. Pero, ahora, un estudio sostiene que los helados contienen triptófano, un aminoácido que calma y reduce la agresividad, aumentando la producción de la hormona del bienestar.

El estudio, llevado a cabo por el Centro Médico de la Universidad de Maryland, sostiene que el aminoácido ayudar a calmar a las personas y reduce la agresividad, aumentando la producción de serotonina (la hormona del bienestar). Eso ayuda a combatir el estrés, a relajarnos y a dormir mejor.

Por otro lado Jane Jakubczak, dietista de la Universidad de Maryland, demostró que elegimos ciertos alimentos según nuestro estado de ánimo, guiados por lo que se conoce como el “apetito emocional”. Cuando estamos contentos, tendemos a optar por un gran asado a la parrilla o una pizza; la sensación de tristeza nos impulsa a comer helados y galletas; y ante el aburrimiento, solemos atiborrarnos de patatas fritas.

Es cierto que puede hacernos engordar si nos pasamos con él, pero si lo consumimos con moderación sólo nos aportará beneficios.

Algunos de los beneficios de comer helado son:

– Los helados nos aportan gran cantidad de calcio. Una ración normal de helado hecho con una base láctea (de leche o de yogur), cubre hasta el 15% de los requerimientos diarios de calcio.

Ayuda a fortalecer los huesos.

– Los elaborados de forma artesanal sólo tienen un 6% de grasa en su composición.

– No son una fuente de calorías vacías, debido a que poseen las proteínas y vitaminas de la leche o del yogur, por tanto, pueden ser un postre o merienda muy completo (especialmente para los niños).

– Al igual que el chocolate, los helados tienen efecto euforizante (es típica la escena de la protagonista de la película hinchándose a helado después de un desengaño).

– Los diabéticos y las personas que quieran vigilar su peso pueden tomarlos si se decantan por las versiones light. Suelen llevar edulcorantes no calóricos por lo que, con moderación, pueden ser consumidos sin problemas.

Así que ya saben, amigos: entréguense al gusto. Es rico, y además hace bien.

Visto en La Capital

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas