Entretenimiento

Cine de NY que presenta clásicos con cena gourmet

Existe el cine acompañado de pochoclos, la famosa cena televisiva y luego, en un rincón especial de Nueva York, hay un chef de primer nivel que te alimenta con delicadezas al ritmo de un clásico proyectado en pantalla grande.

 

Nitehawk cine Nueva York

En Williamsburg, Brooklyn, la comida chatarra no está a la orden del día. Siendo el paraíso de los hipsters, donde lo vintage, lo cool y lo moderno se chocan y fusionan, la comida gourmet y el cine de antaño tienen su cita. Se trata del Nitehawk Cinema (algo así como “el cine del águila nocturna”), donde la semana pasada pasaron Amelie con un menú especial de cinco platos franceses, a precios más que accesibles. El primer plato, por ejemplo, era un Croque Madame de hongos y trufas negras. Una delicia.

Es una gran medida para darle un impulso a una industria en la baja, como el consumo de cine en salas. Gran parte de los consumidores lo hacen hoy desde sus casas, y hay que modernizarse (o cambiar) para sobrevivir.

Ni nachos con chedar, ni gaseosas enormes; este cine ofrece vinos delicados, como un fresco prosecco, o bebidas espirituosas, como el legendario asbynth. Hay sesenta butacas disponibles en la sala, cada una de las cuales tiene una pequeña mesita adherida. “Te potencia los sentidos”, comentaba una de las espectadoras, extasiada.

Nitehawk es un pionero en la materia, y ya logró convocar a decenas de chefs célebres para que propongan un menú y una película con la cual dialogar culinariamente. Esta tendencia, de unir al cine en sala con alimentos de alta sofisticación, comienza a expandirse como propuesta y puede ser la solución para un mercado que parece estar en caída libre, vencido por los grandes televisores hogareños, las tabletas y los teléfonos celulares, con los cuales se puede ver cine fuera del cine.

Para Amelie, Nitehawk invitó a la chef Sara Nguyen, y ella salió de la cocina para presentar la película y saludar a los comensales. Les sirvió costillas de cerdo a la francesa, caracoles, foie gras y crepe de pato. Cuando pasaron Psicópata Americano, un par de sesiones después, la propuesta consistía en platos típicos de los años 80, en Estados Unidos.

Una propuesta jugosa y variada, ideal para una cita romántica o un placer solutario, según el caso.

Visto en Rawstory

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas