Buen Samaritano

Cerveza dona todas sus ganancias y alimentos a caridad

La cerveza Finnegans no solo tiene un sabor delicioso, sino que cuenta con una fundación que aporta fondos y comida saludable a comedores públicos. Y encima su fundadora, Jacquie Berglund, está enseñando a otros su modelo productivo y solidario.

 

Buendiario-cerveza-dona-ganancias-caridad-comida-sustentable-1

Una cerveza rica y solidaria

 

La sabrosa cerveza, en sus variedades dorada y rubia, es un éxito en todo sentido. No sólo es la quinta más importante de Minnesota, a disposición en 2000 negocios de toda la zona Occidental de EE.UU., sino que sus ganacias crecen en promedio un 30 por ciento cada año. Pero su éxito también es social, y soldario: Finnegans dona cada centavo que gana vuelve a la comunidad, y se reinvierte para comprar la producción de las granjas locales para brindar alimentos sanos a bancos de alimentos y comedores populares.

Noticia relacionada: Bombero texano usa cerveza para apagar un incendio

Tan solo en 2012, Finnegans donó 50.000 kilos de alimentos a gente que realmente los necesita. Su CEO y fundadora, Jacquie Berglund, llegó al negocio de la cerveza casi de casualidad: luego de estudiar en Francia Relaciones Internacional y Diplomacia, regresó a su país y descubrió su veta emprendedora. En 1997, se asoció a su amigo Kieran Folliard como directora de marketing de un nuevo pub en Minneapolis, y dos pasiones se unieron: la culinaria y la social, las ganas de ayudar a otros. Un discurso del activista Billy Shore la convenció de que era posible donar todas las ganancias comerciales para ayudar a gente en estado de marginalidad, y en la cerveza encontró la fuente perfecta.

Los dos socios crearon así su propia destilería con la ayuda de Summit Brewing Company, y en el año 2000 se lanzó al mercado Finnegans in 2000, pensada para ser una ONG cervecera. La Finnegans Community Fund es la fundación detrás de la marca, la que administra los fondos y los destina a causas sociales. “Lo que más me entusiasma de esto es que el negocio es sustentable”, explica Berglund. Si bien hubo tiempos difíciles, tanto la CEO como sus empleados cobran sueldos y la ganancia principal se reparte socialmente.

 

Buendiario-cerveza-dona-ganancias-caridad-comida-sustentable-3

Berglund, fundadora de la marca y emprendedora

 

Berglund cree que mucha gente compra su cerveza por su fin social, pero que también hay un gran número de personas que la compran por su delicioso sabor. “Si yo estuviera tratando de salvar al mundo a través de una cerveza de mala calidad, esto jamás funcionaría”, reflexiona la emprendedora.

Noticia relacionada: Caja de cerveza salva a la vida a tres brasileños perdidos en el mar

Ahora, la compañía entró al siguiente paso: formar a otros CEOs de diferentes empresas para que empiecen a aplicar el modelo de Finnegans, para que apliquen este modelo de negocios solidario y sustentable. Berglund organiza “tours felices y virtuales”, para que otros puedan entender su idea desde todo el mundo. De hecho, Two Fingers Brewing, una cervecera británica, nació a partir del modelo de Finnegans, y dona todas sus ganancias para la lucha con el cáncer. “Si el modelo es escalable, funcionará”, dice Berglund, la feliz creadora de una brillante idea humanitaria.

Visto en Fast Company

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas