Pura vida

¡Astronautas descubren como quemar basura con agua!

Normalmente usamos agua para apagar el fuego, pero investigadores de la Estación Espacial Internacional experimentan para lograr lo contrario; lo que buscan con este “agua supercrítica”, una especie de gas líquido, es poder quemar de forma ecológica los residuos.

 

 

¿Quién lo hubiera dicho? Tenían que ser hombres del espacio quienes llegaran a tan extraño descubrimiento. Astronautas investigadores de la Estación Espacial Internacional experimentaron con el agua hasta llevarla a un estado supercrítico, en el cual no es ni un gas ni un líquido, sino un intermedio, que permite provocar fuego a partir de ella. ¿Y por qué provocar tal fenómeno?

Noticia relacionada: Confirman que hay agua en el suelo de Marte

 

¿Se verá así, tal vez, el agua supercrítica?

¿Se verá así, tal vez, el agua supercrítica?

 

Los beneficios del agua supercrítica son la posibilidad de quemar de forma limpia y ecológica la basura, y, a la vez, la purificación mejorada de agua salada. ¡Sí! El agua se vuelve supercrítica al ser comprimida 217 veces la presión que hay al nivel del mar y calentada a más de 703.4 grados Fahrenheit. Al mezclarse con material orgánico, se produce la oxidación, y en esa instancia el agua supercrítica quema el material orgánico pero sin producir llamas con humo negro.

Noticia relacionada: Encuentra reserva de agua en Kenia para los próximos 70 años

El proceso de quemado de este agua rompe en partes más pequeñas a materiales no deseados sin el riesgo de que se produzcan sustancias secundarias tóxicas. Básicamente reduce a todo a dióxido de carbono y agua. El espacio permite estudiar al agua supercrítica sin las complicaciones de la gravedad, y así los investigadores pueden entender mejor cómo aprovechar su potencial en la Tierra. Su uso no sólo puede ser beneficioso para deshacerse de los desechos de forma responsable sino que puede ayudar a remover exceso de sal en cañerías dañadas y tanques, e incluso para sacarle la sal al agua marina.

El agua, la más comun de las sustancias, no deja de sorprendernos y maravillarnos.

Visto en Pop Sci

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Buenas noticias relacionadas